ÚLTIMO MINUTO

Malagón. El Teresiano Juvenil pierde 2-0 realizando un buen partido ante el líder de la categoría

2×1, Prólogo

No todas las crónicas de derrotas tienen connotaciones negativas, además en este principio de año nos llenamos de buenas intenciones y por este motivo vamos a volver a hablar muy bien de un grupo de muchachos de Malagón que componen la plantilla del Atlético Teresiano Juvenil.

Aunque ya han pasado unas semanas, es justo que recordemos, porque se lo merecen, que en el último partido del año pasado nuestros juveniles ganaron 5-1 al Aldea del Rey en un auténtico partidazo:

18 de diciembre. Polideportivo “Félix Barrero” de Malagón: Atlético Teresiano – Aldea del Rey

Partido en el que el Teresiano se despedía del año en los puestos altos de la clasificación general y en el que pudo haber celebrado las doce uvas con antelación.

De hecho, si hubiesen estado un poco más acertados de cara al marco contrario, la goleada hubiera podido ser escandalosa.

Aunque nuestros chicos no comenzaron bien y los comienzos fueron algo dubitativos, no materializando las ocasiones de gol que en un principio se tuvieron se jugó muy bien a fútbol.

Adrián, Chefi, Marco, Javitxu, Dani, Diego, Jesús Mateo, Trevi,  Rubén, Afro y Elías partieron de inicio para enfrentarse a los colistas de la categoría, el C.D Aldea del Rey.

Como hemos dicho fue un partido en el que el Teresiano se demostró a sí mismo que es un equipo que puede luchar contra cualquiera y sacar un resultado positivo. Ese día el gol llegó en cinco ocasiones y podrían haber llegado más de haber tenido un mínimo acierto. Marcaron para el Teresiano Ilías, Afro y un excelso Jesús Mateo que anotó en tres ocasiones y que demostró que está siendo uno de los jugadores más destacados de la temporada (5-1)

También participaron en el partido, Meji Tomás, Buyo, Isidro y kanchelskis.

Tres puntos para nuestro casillero y a esperar hasta el año que viene el partido contra el líder: el CD EFFB CIUDAD REAL

EL PARTIDO DE AYER

El de ayer fue un partido diferente, de esos que juegan los equipos que ansían estos momentos,  con ganas de jugar a fútbol.

Una tarde fría en Ciudad Real con bastante presencia de público que estuvo dividido en las dos partes que separaban la línea del centro del campo, delimitando claramente la grada local y la grada visitante.

Una alineación con alguna sorpresa en cuanto a las posiciones que ocupaban en el campo con Jorge, Chefi, Rubén, Dani Tapiador, Javier, Javichu, Diego, Tomás, Trevi, Jesús Mateo y Afro.

Las novedades más significativas al respecto del partido anterior, Rubén en el lateral izquierdo, Javier Domínguez como central, Tomás con el timón del equipo y Jesús Mateo un poco más adelantado de lo habitual, comenzando el partido en el extremo izquierdo.

El Ciudad Real demostró desde el inició que quería ir a por el partido, creando cuatro ocasiones claras de gol en los primeros diez minutos.  Su éxito, que le permite comandar la clasificación del campeonato juvenil provincial,  reside en su gran defensa, sustentada en su portero Iván Benito, que se mostró muy seguro toda la tarde, sobre todo en su dominio del balón con los piés, en su lateral derecho, Santi, que es una auténtica roca, sus dos centrales entre los que sobresale un seguro y contundente Mariano y dos centrocampistas, Javier Ramírez y su capitán Samuel Morales.

Javier Ramírez y Samuel tuvieron quince minutos esplendidos y los jugadores del Teresiano no sabían como parar el aluvión de oportunidades. Tenemos que decir que en estos primeros minutos los malagoneros pudieron encajar tres o cuatro goles, que no subieron al marcador gracias al desacierto de los delanteros culipardos y al buen hacer de uno de los destacados del partido de ayer, nuestro jovencísimo portero, Jorge.

El fútbol fue justo con el Ciudad Real y en el minuto 13 de partido, Javier Ramírez ejecutó a la perfección una falta al borde al área a la que no pudo llegar Jorge (1-0)

Fue a partir de ese instante cuando el Teresiano comenzó a trenzar su juego y a realizar uno de los mejores partidos de la temporada, a pesar de la derrota.

No fue un juego bonito, ni trenzado, porque el rival era el líder y tenía el control del balón en muchos momentos, creando rápidos contraataques pero si que pusimos nuestra impronta en Ciudad Real y nos trajimos la satisfacción de haber plantado cara a los primeros en muchos momentos del partido.

Destacaron todos, desde el primero hasta el último. Desde Jorge, que hizo muchas paradas de mérito, hasta las subidas de Chefi durante todo el partido, la seguridad de Rubén, el buen hacer de Javier en un puesto no muy habitual para él en el centro de la defensa.

El control y el orden que intentó poner Javichu, los primeros cuarenta y cinco minutos de un voluntarioso Diego, la lucha de Afro y Trevi arriba.

Hubo tres jugadores, junto a Jorge, que destacaron por encima del resto un imperial Dani Tapiador, atento durante todo el partido al corte y muy seguro en todas y cada una de sus actuaciones, los detalles de Tomás Ruiz que hizo la jugada del partido, dejando sentados con un regate tacón a cuatro rivales, y la tremenda primera parte de Mateo, que aún lastrado por su reciente y obligada convalecencia, demostró porque está siendo uno de los mejores jugadores del Teresiano juvenil en esta temporada.

En el minuto 42 sucedieron dos cosas…la primera una buenísima incursión en el área rival de Chefi, que fue agarrado y que bien pudo ser penalti, un penalti que nos habría dado la vida y que habría hecho justicia a la buena primera parte del Teresiano y  por otra parte, un contraataque que supuso el segundo gol del Ciudad Real. El balón golpeó en el poste y el rechace le llegó a Iker Ormeño que solo tuvo que empujar el balón (2-0) ¡Que mala suerte!

En la segunda parte el Ciudad Real bajó el ritmo del partido y el Teresiano notó en exceso la falta de entrenamiento motivado en parte, por algunas bajas obligadas por COVID-19 y quizá por la inactivad de estas semanas navideñas de vacaciones.

QUEDEMONOS CON LO POSITIVO

Lo positivo se llama equipo, un conjunto que continúa creciendo y en el que se ven muchas cosas buenas partido a partido. El de ayer no era el lugar más proclive para ganar y aún así pusimos los condicionantes encima del césped ¿Qué habría pasado si hubiésemos empatado al final de los primeros 45 minutos?

Pues quizá que el segundo tiempo habría sido diferente, con más nervios para el Ciudad Real y con más confianza para nosotros. Sea como fuera, nuestra nota para el partido de ayer es muy positiva.

Marco, José Ángel e Ilias salieron en el segundo tiempo, Ilias como casi siempre fue capaz de lo mejor y de lo peor:  lo mejor es que dotó de movilidad al equipo y ayudó siempre, ofreciéndose constantemente a sus compañeros y dando oxígeno. Lo peor es su entrada desmedida en el minuto 90 y que le supuso la expulsión. Aunque creemos que fue un castigo excesivo, debe medir su pasión y su entrega y quizá entonces aparezca dentro del campo lo buen jugador que es.

Sea como fuere, repetimos, Gran Partido del Teresiano Juvenil.

Creemos en este equipo y sabemos que ellos están disfrutando mucho este año. Mientras se comían un merecido bocata en la puerta del autobús que les traía de vuelta a casa, sus caras lo decían todo. Estaban satisfecho con su esfuerzo y a aunque a todos les encanta ganar, saben que el fútbol es un deporte y unas veces se gana y otras se pierde. Ayer tocó perder, pero hay muchas formas de perder y la nuestra fue con decoro, pasión y entrega.

¡Vamos Teresiano!

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: